Categorías: Aborto

CERRADA: 31 instalaciones de abortos cerraron en 2016

Susan Michelle-Hanson | 21 de diciembre de 2016

(liveactionnews.org) – Un nuevo Informe de la Operación Rescate muestra que 2016, que se suponía que iba a ver la mayor proliferación del aborto en décadas, en realidad terminó por ser el mayor fracaso de la industria del aborto en décadas.

El informe señala:

La Operación Rescate ha concluido su inspección anual de las instalaciones de aborto en los Estados Unidos y halló que, después que se hubo asentado el polvo de un año muy activo, no había un incremento neto en las instalaciones de aborto quirúrgico en comparación con las cifras del año 2015, lo que nos deja con 517 instalaciones. La cantidad de instalaciones para el aborto quirúrgico ha disminuido un 27% desde 2009, el año que la Operación Rescate por primera vez relacionó la cantidad y la ubicación de las instalaciones de aborto en los Estados Unidos. Desde 1991, en que había un máximo de 2 176 instalaciones abiertas de aborto quirúrgico, la cantidad de esas clínicas ha disminuido en un 76%.

El informe de la Operación Rescate explica:

En otra sorpresa para la industria del aborto, las  regulaciones más flexibles de la FDA para la RU-486, la píldora del aborto, no se convirtieron en el tremendo éxito de negocios que esperaban Planned Parenthood [Paternidad Planificada] y otros. El New York Times informó que los medicamentos para el aborto habían aumentado y que «Paternidad Planificada dijo que la mitad de las mujeres elegibles en sus clínicas habían solicitado abortos inducidos por medicamentos». Las nuevas regulaciones permitieron a las mujeres tomar la píldora con el embarazo más adelantado y en menores dosis. Muchos esperaban que eso causara un aumento de las instalaciones de aborto medicamentoso. Pues aumentaron. En una sola. 

Después de una compleja reorganización de los servicios ofrecidos por las instalaciones de Paternidad Planificada, la Operación Rescate confirmó que sólo había ahora 214 instalaciones nuevas para el aborto medicamentoso, lo que representaba un aumento neto de una instalación con respecto al año pasado… mucho menos que el aumento neto de 25 clínicas de aborto medicamentoso registrado en 2015.

Parte de la reorganización incluyó la conversión de muchas de sus clínicas no abortivas de «remisión» en instalaciones de abortos medicamentosos. En 2016, 14 clínicas de remisión empezaron a dispensar drogas para el aborto.

Aunque de todas formas Paternidad Planificada intentaba una gran expansión del aborto medicamentoso, actuó para cerrar instalaciones que no hacían ningún aborto.

Veinte instalaciones de Paternidad Planificada, que ofrecían solamente servicios que no tenían que ver con el aborto, fueron clausuradas permanentemente. Cuando cesó la música en la versión de sillas musicales de Paternidad Planificada, el 7% de las clínicas no abortivas de paternidad Planificada había cerrado.

Un aspecto sorpresivo que puede haber provocado que la demanda de instalaciones de píldoras abortivas cerrara es que, mientras que los costos del aborto médica disminuyeron, la industria del aborto aumentó los precios, en especial en California. El informe  detalla cómo, a pesar que la ley estatal permitía que personal no médico dispensara las drogas del aborto médico, «el costo promedio de un aborto medicamentoso en California es ahora de $669.50, un abrumador incremento del 13% con respecto al promedio estatal del año pasado, de $561.63. El precio actual de un aborto medicamentoso en California es de un 14% por encima del promedio nacional».

El líder de la Operación Rescate, Troy Newman, ha dicho:

Las instalaciones de abortos de California están exprimiendo económicamente a las mujeres pobres para ganancia personal. Esta explotación depredadora de vulnerables mujeres embarazadas es completamente reprensible. La misma demuestra que al negocio del aborto le importan poco las mujeres que dicen ayudar, y en su lugar se aprovechan de ellas de manera nada ética.

Por cierto, el informe señala además que hay dos opciones de aborto medicamentoso. Cuando se habla de abortos medicamentosos la mayoría piensa en la píldora del aborto, sin embargo, hay una cosa llamada aborto por Methotrexato. El Methotrexato es una droga usada en la quimioterapia, pero induce el aborto. Es un método de aborto anticuado, pero, como señala la Operación Rescate, hay 31 instalaciones que lo usan para ahorrar costos.

Aunque el Methotrexato es barato, tiene una alta proporción de fracasos. Una dosis le puede costar unos pocos centavos a la clínica de abortos, comparado con $95 que cuesta una dosis de Mifepristona (RU 486). No obstante las que ofrecen el aborto anticuado con Methotrexato cobran el mismo precio.

Otro viraje sorpresivo en la historia de bancarrota  de la industria del aborto vino en el frente político. A raíz de los videos clandestinos del  Center for Medical Progress [Centro para el Progreso Médico] que desenmascaró el comercio con pedazos de bebés, parecía que Paternidad Planificada, en particular, iba a darle vuelta a la historia para beneficiarse, como señala Operación Rescate:

Una campaña de desinformación pública tremendamente costosa lanzada por Paternidad Planificada y repetida como papagayos por casi todos los principales medios informativos, le había dado la impresión a los Estados Unidos que los videos clandestinos eran falsos. Cuando los periodistas responsables de los mismos fueron hallados culpables en Houston, por motivos políticos, Paternidad Planificada estuvo en condiciones de forzar una expansión de los servicios de aborto que había planeado durante años.

Sin embargo, a pesar de sus esfuerzos por recuperar la iniciativa y hacer que el aborto fuera más aceptado que nunca, esto también les salió por la culata. De hecho, aunque Paternidad Planificada mostraba al aborto como un símbolo de libertad, un comité del Congreso, el Panel Selecto Investigativo para las Vidas de los Infantes, de la Cámara, continuó investigando las prácticas de los proveedores de abortos y la venta de partes fetales. Ahora es la propia Paternidad Planificada quien podrá enfrentarse a cargos en Houston, después de la última recomendación del Panel.

Mientras tanto, este mismo mes, el Comité Judicial del Senado remitió a varias clínicas afiliadas a Paternidad Planificada al FBI y al Departamento de Justicia de los EE. UU. para una posible acusación criminal. El presidente del Comité, el Senador Chuck Grassley, explicó:

No tomo a la ligera hacer una  remisión criminal. Sin embargo, el aparente desdén  por la ley que tienen esas entidades ha sido alimentado por la incapacidad extrema del Departamento de Justicia de hacer cumplir las leyes. Y a menos que haya un compromiso renovado por parte de todos los involucrados, contra la comercialización y el comercio de las partes corporales de los fetos abortados en busca de ganancias, entonces el problema probablemente continuará.

Adicionalmente, aunque el movimiento a favor de la vida pareció sufrir una derrota con el fallo de la Corte Suprema en el caso Whole Women’s Health contra Hellerstedt, el informe señala que tan sólo una instalación de abortos reabrió sus puertas en Tejas después de la decisión, mientras que 20 fueron clausuradas. Otras esperanzas políticas para la industria del aborto fueron hechas añicos cuando Donald Trump ganó sorpresivamente la elección presidencial,

derrotando a la amiga del alma de Paternidad Planificada Hillary Clinton. Trump, quien ya ha designado a muchos partidarios de la vida en su gabinete, se una a una rama legislativa del Gobierno controlada por los Republicanos que se predice que va a complementar su rama ejecutiva. Además, se ha comprometido a nombrar a conservadores pro-vida a la corte Suprema, lo que muy bien podría establecer a la rama judicial a favor de valores constitucionales centrados en la vida

Aunque en la industria del aborto ciertamente están incluidos otros participantes, además de Paternidad Planificada, es casi seguro que la cadena de abortos más grande de la nación verá la derrota en 2017, pues en la actualidad recibe 500 millones de dólares de los contribuyentes cada año — algo que un gobierno pro-vida difícilmente tolerará. Los socios de Paternidad Planificada en el negocio de apagar vidas inocentes también se prevé que tengan aún mayores derrotas a medida que avanza 2017.

En general, los EE. UU. tienen ahora un total de 731 clínicas de abortos medicamentosos y quirúrgicos. Como informa la Operación Rescate, «Hubo 19 clínicas de abortos quirúrgicos que fueron completamente clausuradas o cesaron los servicios de abortos en 2016, mientras que 12 sitios de abortos medicamentosos cerraron. Esto hace un total de 31 instalaciones de aborto que cerraron en 18 estados desde al año pasado».

El informe complete de la Operación Rescate está disponible aquí.